Le da a su hija de 11 años un tubo de pasta de dientes, y le enseña una lección de vida que nunca olvidará

Antes de regresar a clases, una madre de nombre Amy, le da a su hija de 11 años de edad, una increíble lección que jamás podrá olvidar.  

La lección se basaba en el daño que pueden llegar a causar las palabras, pues aunque tal vez haya una disculpa de por medio, las cosas ya no vuelven a ser igual, el corazón termina herido.


 Su mensaje ha inspirado a un sinfín de personas y muchísimos padres lo han puesto en práctica con sus hijos, ¡toma nota!
Amy compartió lo sucedido en su cuenta de Facebook, con el fin de que les fuera útil a muchos padres más, pues sin duda, esta es una etapa difícil y finalmente nadie nos enseña cómo ser los mejores, por eso ella compartió esta maravillosa lección. En su cuenta escribió:
El día de mañana, mi hija comienza la secundaria. Hemos pasado un largo día madre e hija, decoramos su casillero, forramos sus libretas, fuimos de compras pues aún le hacían falta algunos útiles escolares y sus uniformes y claro, quiso una mochila nueva, la cual no pude negarle.
He pensado todo el día en darle una lección de vida a mi pequeña que está creciendo; así que esta noche antes de acostarnos le pedí que fuera a mi habitación y le entregué un tubo de pasta dental. Me miro con una gran interrogante y le pedí que sin cuestionamientos la vaciara en un plato. Ella lo hizo y cuando terminó la miré fijamente, le pedí que ahora metiera la pasta en el tubo.
Un poco desconcertada e inclusive disgustaba, soltó frases como ¨no puedo¨, ¨es imposible¨, ¨no quedará igual¨, etcétera. Cuando terminó y se mostró rendida ante tal acto, la mire fijamente y le dije:
¨Espero que esta lección la recuerdes el resto de tu vida, así como también que las palabras tienen el poder de dar vida o muerte. Has entrado en una etapa muy importante en la comprobarás cuánto pueden pesar tus palabras. Tendrás la oportunidad de usar tus palabras para herir, humillar, calumniar y molestar a otros. También tendrás la oportunidad de usar tus palabras para ayudar, inspirar, animar y amar a los demás. Tal vez al principio con frecuencia te habrás de equivocar y es que nadie es perfecto, sin embargo, debes recordar una cosa; las palabras son capaces de causar mucho daño, cómo esta pasta de dientes, una vez que las palabras salen de tu boca no puedes traerlas de vuelta. Así que te pido que las uses con cuidado. Cuando otros abusen de sus palabras, cuida las tuyas. Toma la decisión de que cada mañana tratarás de sacar palabras de vida de tu boca¨.
Mami desea que con esta lección, decidas ser alguien positivo que siempre esté dispuesto a dar lo mejor, que utilices tus valores, seas amable y compasiva. Usa tu vida para dar vida a un mundo que la necesita desesperadamente. Nunca te arrepentirás de haber elegido ser buena persona, sobre todo razonable.

Esta hermosa lección nos ha encantado, esperemos que la apliques en tu vida, necesitamos en el mundo a más personas de buen corazón. No olvides ayudarnos a compartirla, nos será de gran ayuda. :)
Le da a su hija de 11 años un tubo de pasta de dientes, y le enseña una lección de vida que nunca olvidará Le da a su hija de 11 años un tubo de pasta de dientes, y le enseña una lección de vida que nunca olvidará Reviewed by Samantha Olivares on 14:15:00 Rating: 5